Estado de las rutas y el tiempo en Mendoza

Vialidad Mendoza normaliza el tránsito en el Este y Lavalle tras las lluvias de los últimos 15 días


La DPV denunció que la inundación de calle Llosa fue agravada por derrame de los turnos de riego provocado por productores.

Liberando calles inundadas, recuperando caminos ganaderos y rurales, retirando árboles caídos y despejando tramos transitoriamente bloqueados por las fuertes tormentas que afectaron a la zona Este y al este de Lavalle en los últimos 15 días, Vialidad Mendoza logró normalizar, garantizar y mantener a lo largo de esas dos semanas la conectividad vial de las zonas afectadas por los efectos climáticos.

Las zonas de caminos más afectadas por las lluvias se concentraron en el Norte del departamento de San Martín, en los distritos de Nueva California, El Central y Tres Porteñas; en el departamento de Rivadavia, en los distritos de Los Campamentos, La Central y El Mirador, y en los caminos ganaderos que atraviesan el desierto en los departamentos de Santa Rosa, La Paz y el sur de Lavalle.

Sin embargo, la inundación de la calle Llosa, en San Martín, afectada por las tormentas, se vio severamente agravada por la mano del hombre. Así lo denunció el consejero de Zona Este de la Dirección Provincial de Vialidad, Jorge García Zalazar, quien afirmó que esta vía ya está transitable con precaución, ya que no es asfaltada sino de suelo natural.

“Este problema, que ganó gran exposición mediática, ocurrió porque, además de la lluvia, hubo productores que derramaron el turno de agua de Irrigación sobre el camino, lo que produjo su total anegamiento”, aseveró García Zalazar.

En ocasiones, cuando hay abundantes lluvias, los chacareros evitan regar para que no se les pudra la producción y desvían los turnos de riego hacia la vía pública. Ese accionar está totalmente prohibido.

“La situación nos obligó a intervenir y a distraer equipos y personal por un problema que nada tuvo que ver directamente con la cuestión climática. Tuvimos que acudir allí con camiones cisternas para quitar toda el agua de la calle Llosa.

García Zalazar detalló: “Estuvimos trabajando en esa calle ayer y en los días anteriores con bombas y camiones cisternas para poder quitar el agua que impedía que esta vía fuera transitada”.

El consejero de la DPV Zona Este anticipó: “Seguimos trabajando a diario en las zonas afectadas y la transitabilidad está garantizada, pero se esperan nuevas precipitaciones intensas en los próximos días, por lo que se recomienda tener en cuenta el uso de caminos alternativos”.

El funcionario recordó a los productores que está prohibido derramar los turnos de agua de Irrigación en las calles y en la vía pública.